domingo, 12 de noviembre de 2006

1:57:16



A 5.33 el kilómetro. (A 10,810 km/h.)
El 345ª de 392.
Los 20 kilómetros (que es lo que me interesa) en 1:50:27.
Y ahí van los parciales de cada cinco kilómetros:
26:32+27:20 (53:52)+28:02+28:33 (56:35)

Dicho esto, pongo la lista de mis media maratones al día:
16.10.86 Gerona-Bañolas 1:50:52
19.11.89 The Green Parrot (Calviá) 1:49:02
15.03.98 Ramis Sastre (Palma) 1:54:20
10.10.99 Palma-Calviá 2:03:56
05.12.99 Calviá 1:56:58
15.10.00 Palma-Calviá 1:53:35
10.12.00 Calviá 1:53:35
18.03.01 Ciudad de Palma 1:53:37
14.10.01 Palma-Calviá 2:00:19
17.03.02 Ciudad de Palma 1:52:05
27.10.02 Palma-Calviá 1:55:59
26.10.03 Palma-Calviá 1:57:53
24.10.04 Tui Palma 2:00:20
13.11.05 Palma-Calviá 1:57:03
12.11.05 Palma-Calviá 1:57:16

2 comentarios:

Jaime dijo...

Enhorabuena Bernardo, marchas mucho ,más rápido que muchos corredores corren, entre ellos yo. Veo que el trayecto Palma - Calviá te lo conoces bien :)

Yo hoy troté 12 Km a lo largo del rio Guadalhorce.

Te quería preguntar, al hilo de tu filosofía de no correr, que entiendo perfectamente, el porqué de que no se haya popularizado la marcha cuando según intuyo parece una actividad bastante más natural que el correr.
¿Sufre menos el cuerpo marchando que corriendo (articulaciones, huesos...)como parece?
Un saludo desde Málaga

Bejota dijo...

Hola. Te contesto con mucho gusto.
Empiezo por el final. La marcha, efectivamente, es menos traumática. (Aunque la adaptación -a la marcha de competición, me refiero- es más dificultosa.)
La razón -una de ellas, al menos- de su escasa popularidad es que entre unos y otros (más bien otros) la hemos complicado demasiado. Esto se plasma en la siguiente circunstancia: tú puedes salir en una carrera de 100 metros lisos(y en una de 400, y en una de 1.500 y en un maratón) simplemente caminando y los jueces deben limitarse a esperar a que llegues a meta y tomarte tiempo. Pero eso mismo, curiosamente, no lo puedes hacer en la marcha por culpa de la estúpida regla que obliga a tener la pierna extendida desde el mismo momento en que toma contacto con el suelo hasta que alcanza la posición vertical, algo que para un debutante o un veterano es todo un obstáculo. Fíjate en este enorme contrasentido: La marcha es la única prueba de carreras del programa atlético en que te descalifican si caminas. Así las cosas, para una persona que se dedica a caminar por gusto pero que tiene espíritu competitivo le resulta más fácil y cómodo dar el salto a corredor de maratones que a marchador.
Saludos
Bernardo
PD No sé si sabes que yo participé en la primera edición de los 101Km de Ronda.